El grupo gibraltareño ERG estudia casos legales para salvaguardar el derecho al aborto