El grado de amenaza para Gibraltar sigue estando en «sustancial»