Fajardo: «No queda otra que trabajar hasta que la clasificación diga que no podemos»