María Luisa Escribano: «Las madres fueron el pilar de los cimientos de Asansull»