Antonio Gallardo: «Hemos llegado para quedarnos»