Las ex trabajadoras de Dulcinea desesperadas: «Nos hemos enterado del despido con un SMS»