El coronavirus se cobra su primera víctima en la comarca