Siete agentes completan su formación para convertirse en directores de la Oficina de Accidentes